El Indio Solari y las coordenadas de la cultura rock

Desde que me acerqué al rock hace varios años me atrapó todo lo referente a la cultura rock. Creo que el rock es mucho más que un estilo musical, que trae aparejado toda una carga que va mucho más allá de la música en sí.

Si bien la cultura rock es un fenómeno mundial, en cada país tomó un color particular producto de las vivencias de cada región. Hay algunos factores comunes como la ecología, las tendencias de izquierda, la solidaridad y las revoluciones, etc.

La Renga Festival

La Renga en Festival de la Juventud Socialista

Algunas banderas levantadas por la cultura rock particulares de nuestro país pueden ser las de las fábricas recuperadas, la represión policial, los desaparecidos, los organismos de derechos humanos y los pueblos originarios.

Esas banderas levantadas por la cultura rock hacía que los que estábamos a favor de esas movidas encontremos en el rock nuestro lugar.

Sin duda esto se daba porque los que nos sentíamos disconformes con el sistema no encontrábamos referentes en líderes políticos sino que nuestros referentes eran el Indio Solari, Chizzo, Mollo y el Bocha Sokol entre otros.

Si había que apoyar la lucha de una fábrica allá íbamos todos a ver a La Renga o Las Manos de Filippi, a la banda que este bancando. Si reclamábamos por el reconcomiendo a los pueblos originarios otra vez era mediante un show de rock. Y la cosa se repetía cuando era por un caso de represión policial (el de Bulacio fue el caso bandera pero hubieron muchos más) o para juntar plata para alguien que se tenía que operar afuera o lo que fuese. El punto de encuentro era el rock.

Pero ahora viéndolo a la distancia se ve más claro que en los 80 y 90 le pedíamos a los músicos lo que en realidad le tendríamos que pedir a los líderes políticos.

Que no transen, que no se vendan, y por las dudas que ni cambien de estilo musical, queríamos que sigan siendo como eran. Las bandas que podíamos llamar ‘combativas’ como podría ser Los Redondos, La Renga, Las Pelotas, Hermética, Los Violadores, tenían una presión extra que no tendrían por qué tener.

Hoy los pibes de 15 años para arriba que se interesan por cambiar el mundo no van a ver a La Renga o al Indio, van y militan en la izquierda, en el peronismo, en el kirchnerismo o donde se les cante, pero tienen un lugar donde encontrarse con otros pibes que están en la misma. Por suerte se produjo una revalorización de la política como herramienta de lucha.

 

La Renga Festival

La Renga Festival por los pueblos originarios

Seguramente sobre este tema escriba otras notas porque realmente me apasiona hablar y discutir sobre esto.

Festival a beneficio de Madres de Plaza de Mayo 1996

Festival a beneficio de Madres de Plaza de Mayo 1996

Dos de las bandas que siempre hablaron de la cultura rock como algo más allá de lo musical fueron Los Redondos y La Renga. La Renga a su manera más visceral “El rock es combativo”, “El rock es compromiso” dos frases emblema de la banda (de donde surge el nombre de esta web “Rock es” -> “Rockes“) y Los Redondos que en reiteradas ocasiones lo hizo mediante su interlocutor de siempre: el Indio Solari.

La primer nota que leí del Indio hablando del tema era en realidad una cita a un vieja nota, esa nota, que me costó mucho conseguir, es la que el Indio habla sobre las coordenadas de la cultura rock. Si bien el párrafo en el que comentaba eso se citó hasta el hartazgo en decenas de revistas y libros no quedaba claro en qué contexto lo había dicho. Solo se sabía que se lo había dicho al diario La Razón en 1985. Con esa poca info me fui a la hemeroteca de la Biblioteca Nacional y me revisé todos los diarios La Razón de ese año hasta dar con la nota. (Se imaginan la alegría al encontrarla luego de revisar decenas de diarios).

Acá la comparto con ustedes:

Los Redonditos de Ricota en disco y recitales

Una leyenda del rock and roll más revulsivo

Por Marcelo Figueras para el diario La Razón

¿Quiénes son? Para empezar una leyenda del rock and roll vernáculo. Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota han encarnado durante años -incluso aquéllos que tuvieron a los militares en el gobierno y a la necedad en el poder- la independencia a ultranza, la resistencia. Pero no la predecible resistencia de componer canciones de protesta o representar a Brecht: los Redonditos han ofrecido siempre descomunales fiestas pletóricas de rock and roll, cómicos de la lengua, buñuelitos, payados hasta strip-teases. Un ámbito de libertad que irritaba más a las autoridades que muchos panfletos que circulaban por ahí. Desde entonces siguen en la brecha, intactos, otorgando, nueva juventud a la palabra alternativa. Acaban de sacar a la calle su primer álbum (¡Gulp!), y preparan una presentación bien ricotera para el 16 y 17 de agosto, en el Teatro Astral (Nota de Rockes: se refiere al Teatro Astros que finalmente se canceló). Los Redonditos no son una banda usual de rock and roll. Son…

Nota original diario La Razón

Nota original diario La Razón

 

La Plata, primera mitad de la década del setenta. “En principio hacíamos rock and roll”, recuerda el Indio Solari, vocalista y compositor. Pero desde ese génesis manifiesto hubo mucho más que la música: mimos, ballet ricotero, monologuistas. Cualquier expresión artística que se les antojara válida tenía lugar en sus espectáculos.

Dos hitos: el concierto de 1978 en el Teatro de la Cortada, junto al circo Fantasma de Robertino Granados, y el happening del Centro de Artes y Música, de donde los echaron “por haberlo convertido en un cabaret”. “Demasiada de la gente de entonces quedó en el camino. Nosotros estamos en condiciones de agradecer, no estamos ni locos ni muertos”, musita el Indio.

En la carrera hacia los años ochenta el rock pierde buena parte de su componente revulsivo original. “Se convierte en música oficial del sistema, deja de ser el factor de cambio. Las estaciones de FM de las radios educan los gustos en una sola dirección, y no se puede escapar a esos límites. Antes todo era posible dentro del rock: bombos, cítaras, violines. Hoy la opción parece ser batería electrónica o muerte”.

Pero lo del Indio Solari no es la admisión de una derrota. Estamos en el reducto habitual de los Redonditos -Soler al 3200-, que oficia de bunker y sala de ensayos.

Sky, guitarrista y uno de los fundadores del grupo, se suma a la charla con botellas de fernet y ginebra bajo los brazos.

“Ocurre que el rock es más que una música: es una cultura. Y es esa cultura la que sigue siendo revulsiva, índice de un cambio distinto”, vuelve al ataque el Indio.

Le pido que defina las coordenadas de esa cultura. Tomo otro trago de fernet. “En primer lugar, el principio ordenador del placer: desconfiamos de lo que nos hace daño, y creemos en lo que nos gratifica. En segundo lugar, la necesidad de la diversidad: sólo lo que no tiene identidad sobrevive. Aquellos que poseen identidad -idénticos, luego iguales- son predecibles, ergo manejables. Coherente con éste, un tercer punto: no es dogmática, muda constantemente. Tiene como premisa evitar las ideologías santificadas. La buena voluntad hace necesario estar por encima de esas ideologías, para superarlas si el modelo adoptado no funciona. En cuarto lugar, es sinónimo de búsqueda, de cambio incesante: por eso rescata a los pensadores oscuros o malditos, todos aquellos que escapan a las clasificaciones de las culturas oficiales. En quinto, es universal: descree de las patrias, ya que no son los estadistas los que manejan el mundo sino las grandes corporaciones, o sea la mafia. En sexto lugar no es definible. ¿Está claro?”.

Desde sus comienzos, Los Redonditos se han manejado en forma totalmente independiente. “Creemos en la autogestión”, sonríe Sky. Cosa inusual, casi todos los miembros del grupo trabajan en otros ámbitos. “Poniendo así peso sobre peso logramos pagar la grabación del disco en el estudio de Lito Vitale. Es una producción absolutamente independiente, es decir, no comercializada por ningún sello de los grandes. Incluso nosotros nos encargamos de la venta, colocando el álbum en las disquerías”, puntualiza Poly, manager y encargada -según afirman los demás Redondos- de la “ingeniería psíquica” del grupo.

“Los contratos con las productoras son fáusticos, terminás pagándoles con tus riñones y perdiendo el placer inicial que la música te causaba. Por eso no trabajamos full time, ya que el aparato comercial reclamaría la parte del león algo que no estamos dispuestos a ceder. No es que no hagamos concesión alguna, sino que los demás hacen demasiadas y venden la colita al diablo. Tenemos una suerte, nuestras creencias valen tanto para cada uno de nosotros que nadie va a poder compensarlas con dinero, nunca”, recalca el Indio.

Los Redondos - Indio Solari - Bingo Fuel

Promoción de los shows suspendidos del Teatro Astros. La misma ilustración fue años después la tapa del primer disco del Indio Solari.

La música de Los Redonditos es rock sin ambages. Algo por allí recuerdo a Dire Straits, algo a Brece Springsteen, pero el sello es absolutamente personal. Hay un toque entre festivo y desesperado propio de la voz del Indio, una base correcta y un poderoso saxo a cargo de Willy Crook. Por el escenario suelen desfilar además Vivi Tellas (canto y actuación) y Enrique Symms, con sus monólogos vitriólicos. Las letras pueden sonar algo herméticas la primera vez, pero a medida que se desgranan van cobrando sentido. Sus constantes: el dolor y la humillación del hombre contemporáneo, lo erótico (“Ahí van los machos para consumar una hermosa” dotación vital”, dice Superlógico), la misma mitología del rock revisada con ojos irónicos (la gran bestia pop).

Shows de Valeria Lynch por los que se suspendió los shows de Los Redondos

Por estos shows se suspendieron los pautados.

En el más inexpugnable de los secretos, Los Redonditos barajan sus trucos para el espectáculo del Astral. Nadie sabe aún que nos deparan, pero algo es seguro: habrá sorpresas, una constante ricotera. “Ofrecemos una moneda: estar vivos, libres, alegres. La moneda de papel está muy por debajo de estos valores. Por eso hacemos lo que hacemos, por eso la gente responde con tanta energía”. Palabra de Patricio Rey.

Fijensé que leyendo ahora lo de las coordenadas de la cultura rock según Los Redondos en el contexto de la nota tiene aún más sentido. Vean como remarca el periodista en toda la nota la actitud de la banda para contra el sistema y la importancia que les da el periodista siendo que eran una banda que recién sacaba su primer disco y tocaba en el under.

En la semana subiremos más notas de La Renga y Los Redondos, si aún no lo hiciste dale clic a Me Gusta de nuestro Facebook así te enterás cuando subimos una nota.

 

Comentarios

comentarios

You may also like...